Etiqueta: cambio de vida

perro, playa
Me armé de valor, dejé todo, trepé a mi familia al coche y nos fuimos a vivir a Cancún. Pero esto es lo que nos pasó. ¿Conoces una historia similar? No te rías.