Marcha del orgullo lgbt en la ciudad de mexico

La polémica de la Marcha del Orgullo LGBT este 27 de junio.

Y llegó junio otra vez, el mes de mostrar las diferencias, de hacer visible la diversidad. El mes en el que los ánimos se calientan y hay críticas, pleitos, petición de derechos por igual, el mes en que muchos se liberan, se expresan, muchos salen del closet, el mes para RESPETUOSAMENTE hacer entender que todos somos distintos incluso dentro de la diversidad.

No hay un ser humano igual a otro, no hay un gay igual a otro, no existe una lesbiana igual a otra, etc… No soy de los que viven enojado y luchando contra las etiquetas. Soy de los que se divierten con ellas. “Las etiquetas me las cambio como de calzones: cada que me da la gana”. Creo que cuando uno se acepta como es y aprende a ser feliz a su manera, la opinión de los demás importa muy poco.

Una cosa es trabajar por los derechos de las diferencias, por la igualdad, hacer justicia, exigir seguridad y respeto a la sociedad, a nuestro país, al mundo que todos habitamos y otra cosa es vivir resentido con la vida por la condición con la que NACIMOS.

Toda identidad es motivo de celebración, el principal trabajo de cada ser humano es el de reconocerse, aceptarse, respetarse, disfrutarse y ser feliz. Esa es una tarea personal. Creo que ya terminó la época en la que el activismo se vivía desde una postura de victimas y una lucha agresiva. Quizás en su momento haya tenido que ser así. Respeto y agradezco infinitamente a todos esos guerreros que han dedicado su vida a mejorar las condiciones de muchos otros. Pero hoy debemos tod@s hacernos visibles como personas plenas, exitosas, trabajadoras, fuertes, libres y triunfadoras. Obviamente, trabajando por ello. El triunfo más grande que podemos tener es el de nuestra propia libertad; dejar a un lado el rencor, el orgullo, el prejuicio, la ira para comenzar a ser felices.

Como nos mostramos ante los demás es como somos tratados. La verdad siempre libera, la honestidad siempre se agradece y valora.

No todos los seres humanos viven de manera negativa, no todos en la comunidad LGBT vivimos perreando, envidiando, agrediendo, criticando, maldiciendo, atropellando, juzgando… Cada “Ser Humano” aprende lo que le toca a cada momento. Quien aprede, vive feliz, quien se queda atorado en su propia ignorancia, vive infeliz.

Veo demasiado motivo de celebración para asistir a una marcha-carnaval, para divertirnos y para mostrar una cara diferente a la sociedad. Sí, dije mostrar la cara, no las nalgas.

Cada uno es libre de hacer lo que quiera pero desnudarse en público y de manera grotesca no creo que nos haga sentir mejor, que nos haga más libres ni que nos haga merecedores al respeto de los demás. Porque creo que ese es el principal motivo de reunirnos todos en la marcha, ¿o no?

Sin embargo, este año, antes de ponernos a criticar la actitud de mucha gente, mejor pongámonos a pensar por qué actúan de tal manera. Puede ser por dolor, por rencor, por enojo, por frustración, por soledad, por un enorme vacío interno. Creo que todos, de alguna manera, hemos pasado por ahí y lo hemos vivido y expresado de cierta forma.

Juzgar menos y disfrutar más.

¡Mostremos el lado colorido de la comunidad y que esos colores sobresalgan mucho más que la oscuridad que lamentablement todavía viven algunos!

¡Feliz mes de la diversidad!

Salvador Nunez

 

Estaré informando todas las actividades del mes del orgullo LGBT

Moovz  La red social-app de contenidos LGBT

Facebook

Twitter

Youtube

Instagram

Un Comentario

  1. Guz
    31 mayo, 2015

¿Cómo ves?