El síndrome del “Oso de Peluche”. Mucho abrazo y poco sexo

16
1672
sindrome del oso de peluche

Hola soy Roberto y debo de confesarles algo… (sonido de tambores en espera de la siguiente frase) Fui un oso, pero de peluche.

Escena cafetería:

Tu cita en turno llega, te emocionas, de un momento a otro salen pero no da señales de más, hablan por celular constantemente, eres su confesor, después te conviertes en la persona con la cual no podría vivir aunque no se ven todos los días, de hecho casi nunca, por más que te le insinúas, sólo ofrece abrazos fuertes y besa en la mejilla y aunque parezca extraño durmió toda una noche contigo pero…lo que sigue a continuación es que nunca te besará en la boca, no tendrán sexo entre ustedes pero sí lo tiene con cuanto pasa frente a él.

Si esto suena familiar, entonces bienvenido al clan de los “osos de peluche”. No, no es la ya conocida #friendzone. Ven, siéntate conmigo y comparte, estamos en un círculo de confianza. Tengo galletas, te o café.

El síndrome del oso de peluche no es otra cosa más que tú ser el oso de peluche. Cuando los niños están tristes, son regañados o se sienten inseguros, van hacia su muñeco de peluche, lo abrazan y al momento de que esa sensación se acaba, lo botan. Pasa lo mismo con las personas “maduras”, yo les llamaría adultas.

No vayas a creer que esto lo descubrí de la noche a la mañana, fueron miles de usadas las que me hicieron darme cuenta que los hombres no me buscaban para tener sexo, si no para arreglarles la vida, dormir, literal dormir conmigo (y yo como Niurka junto a Juan Osorio me daba placer) Después de haber estado conmigo, partían, no había llamadas, un mensaje o un hasta luego, hasta que me volvieran a necesitar. Caí en la cuenta que me estaba convirtiendo en el mejor amigo de mis dates y no me estaba funcionando del todo.

¿Podría ganar un premio nobel? Mmm, no ¿alguien reconocería mis esfuerzos? Mmm, no. Cuando más de una persona me dijo: ¡hay que lindo, pareces Charlize Theron en su película romántica Dulce Noviembre! Yo obvio creí que porque vegetariana y la onda media hípster que manejaba, porque rubio y cuerpo de mujer no tenía. Al volver a ver la película entré en caos.

No sabía si era porque la madre Teresa de Calcuta, Lady Di o Gandhi habían rencarnado en mi cuerpo latino deseoso de hombre, pero persona que llegaba a mi vida, persona que deseaba, añoraba o gritaba que fuera su oso de peluche. A lo que me pregunté: ¿tan solos nos sentimos en este mundo gay? ¿Por qué no acostarte o intentar algo con esa persona que te soluciona la vida? Afortunadamente o desafortunadamente de la vista nace el error, perdón, “de la vista nace el amor” y los que yacemos, fuimos o seremos osos de peluche no somos físicamente atractivos para nuestros niños en turno. El problema viene cuando no sabes cómo romper con esta cadena y “date”, tras “date” es lo mismo.

sindrome del oso de peluche

No necesité de limpias, ni que me leyeran las cartas o una vidente mencionará: “Tauro, del día 13 al 22 de este mes la luna estará en tu ascendente, debes de mandar a esos hombres a la basura porque si no seguirás igual. Te están chupando y no precisamente lo que te gusta”.

No sé de cuantas personas he sido ese anclaje, pero juro que esto no es una cadena de favores. Entonces, agarré mi celular y fui bloqueando de uno a uno los contactos que sabía que sólo me robaban momentos, megas en mi plan de telefonía, dinero, energía y tiempo que muy bien podía estar invirtiendo conociendo a otras personas o teniendo sexo.

De pronto se me revelaron las emociones y supe que ya no quiero a ningún de mis antiguos niños.  Ahora, cada que sale de los labios de algún hombre como el de mis sueños (tatuado, barbón y peludo): “Beto, que lindo eres, tienes muchas cosas fantásticas, me encantaría ser tu mejor amigo” , en mi mente viene mi escudo protector que dice ¡STOP IN THE NAME OF LOVE! , tomo mis cosas y agradezco el tiempo invertido hacia mi persona. Agarro una buena aguja e hilo e inicio a coser las partes del cuerpo de oso de peluche que fueron desgastadas para parcharlas y seguir caminando por esta ciudad.

¿Te ha tocado ser el “oso de peluche” de alguien? ¿De cuántos?

Comparte este post con tus amigos… Por el bien de todos. =)

Hasta la próxima.

 


Pagina en Facebook de este blog.

¡Suscríbete al Newsletter y recibe quincenalmente nuestras mejores recomendaciones y artículos!


16 COMENTARIOS

  1. me encanto! si me ha tocado, con mi último conato de noviazgo eso era el asunto, yo lindo hermoso, amoroso, muchos besos, pero nada de sexo y pues aunque me gustaba mucho y ya habian algunos sentimientos preferi seguir caminando solo…

  2. tssss si la neta se como se siente y no esta padre, pues a buscarle y quizá haya algo ahí mas escondido q necesitamos entender, no se q sea pero espero encontrarlo pronto :v

  3. A mi me ha pasado, pero que te pase a ti… si estas para comerte! Aunque tambien admito que cuando me paso a mi fue por que me fije en el tio equivocado. A lo mejor tienes que analizar tus intereses y ver si estas buscando lo que realmente quieres.

  4. Creo que con esto me acabo de dar cuenta y azote mi cabeza contra la acera de tajo, ¡soy un oso de peluche! Este artículo me sentí de golpe las ideas y eso soy para quien se dice mi “pareja” a cuenta palabras!! Creo y me siento algo así como utilizado jaja!! ¿Qué hacer para seguir caminado solo, sin verme como el malo de la historia?

  5. Fenomenal, me encanta la forma en que escribes y lo realista, serio y directo que eres, me distraen mucho tus escritos y videos; para complementar, nunca he sido el oso de peluche, lo he podido identificar a tiempo y he salido corriendo, saludos

  6. Wao me encanto. Lamentablemente me toco ser el oso de peluche, hasta que me di cuenta que yo no merecía que me tratarán de esa manera. Un artículo muy al día y las cosas como son. Muchas gracias por tan buen articulo

  7. creo que todos los tones somos osos de peluche yo en mi caso disfruto mucho esa parte en pareja, aunque tengo tiempo solo cada vez que tengo algun conato de pareja me gusta sentir mas tocar acariciar, sentir el calor de alguien a mi lado mucho mas que el sexo, que no niego que el sexo sea menos ahora, pero yo particularmente disfruto los cariños, caricias abrazos me confieso un #osodepeluche

  8. He sido tantas veces “oso de peluche” que me deprimí leyendo este artículo ! Todo por no ser un hombre suficientemente atractivo para mis dates…

  9. Eres genial amigo, felicidades por tener la mente tan lucida y llamarle al Pan pan y al Vino ……….se vino? jijijijijijijijijijijijij

  10. me pasa pero con las mujeres.Solo me ven como su amigo aunque yo sienta algo por ellas. pero se me suele pasar rápido. No me gusta dejarlas pero generalmente me dejan a mí no se por qué

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

 LO MÁS NUEVO
Modelo del 78 cuando las carrocerías se hacían bien, mas no mi cuerpo. Soy vegano, honesto, sarcástico, wana be indie pop star, peluquero/barbero, comunicólogo, artista visual. Amante de los viajes, leer un libro por semana, los tés, la ropa diferente, me gusta descubrir lugares, tiendas, diseñadores, música, personas.