el circulo de costura, club sexual en hollywood

¿Conoces El Círculo de Costura, club secreto de homosexuales, bisexuales, lesbianas y trans en Hollywood?

Cuando escuchamos la frase “círculo de costura”, no parece despertarnos mayor interés o curiosidad. Por el contrario, nos viene al pensamiento una simple e inocente actividad en la que un grupo de mujeres se reúnen para compartir e intercambiar sus conocimientos o actividades con los hilos y las agujas. Pero en el inescrutable y fascinante mundo de Hollywood en sus años dorados, de los 1920s a los 1950s, esta frase tuvo un significado mucho, pero mucho más interesante: El “círculo de costura” era la forma de referirse a una especie de sociedad-club secreto que reunía a las actrices homosexuales, bisexuales o “curiosas” de la Meca del Cine.

El término fue acuñado por la actriz Alla Nazimova (popular estrella del teatro y el cine mudo en los años 1910s y 1920s) Los gustos eróticos de la Nazimova eran bien conocidos en el medio, y para despistar a la prensa y a otros curiosos, se le ocurrió inventar lo del dichoso club. Ya para los años 1930s, el “círculo” era un “secreto” bien conocido por todos…y por todas.

En 1930 arriba a Hollywood la fascinante actriz y cantante alemana Marlene Dietrich (quién merecería toda una serie de artículos dedicados nadamás a su vida íntima), uno de los Mitos más grandes del Séptimo Arte. Los gustos sexuales de Marlene eran conocidos por todos. Ella misma solía exclamar sin pudor alguno: “En Berlín hacemos el amor con quién nos da la gana“. Fue ella quién retomó lo del famoso “círculo de costura”, y de hecho se refería de esta forma a sus “amigas” más cercanas. Obviamente toda la prensa y la comunidad cinematográfica entendían el significado de sus palabras.

Las reuniones de este selecto club se realizaban en la casa de alguna de sus componentes. El recinto variaba obviamente para despistar a los indiscretos. Y apenas apareció el famoso club, logró congregar a una muy buena cantidad de distinguidas socias.

Joan Crawford, Barbara Stanwyck, Claudette Colbert, Mae West, Louise Brooks, Dolores del Río, Lili Damita, Katharine Hepburn, Tallulah Bankhead, Anna May Wong, Ava Gardner, Hattie McDaniel, Billie Holliday y por supuesto la Dietrich y su rival por antonomasia, Greta Garbo, son solo algunos de los nombres que se mencionan en la selecta lista.

La rivalidad entre Dietrich y Garbo, según cuentan,  iba mucho más allá de ver quién era la más bella, las más glamourosa o la más taquillera. Se cuenta de un romance secreto entre ambas en Alemania en los años 1920s, affair que habían acordado guardar en secreto a  través de un pacto que, según se dice, la Dietrich rompió al hablar públicamente de su relación y de describir, muy gráficamente, las partes íntimas de su rival y ex amante. Y lo peor: la rivalidad entre ambas se endureció aún más por una tercera en discordia,  la guionista de origen español Mercedes de Acosta, asidua asistente del “círculo”, y según algunos, el gran amor de la Garbo.

Para darnos un detalle de qué tan interesantes podían ponerse las reuniones de este club, les reproduzco una anécdota de la actriz Tallulah Bankhead (según Marlon Brando, la mujer más polémica que había conocido en Hollywood). La Bankhead se encontraba en una de las reuniones del club, cuando de pronto se apareció una joven actriz (identidad desconocida), completamente desnuda y solo cubierta de cuerpo entero con polvos de oro. En un momento, la Bankhead desapareció de la vista. Algún rato después, la polémica actriz reapareció en la sala con la cara y manos completamente pintados de dorado….

En pocas palabras, no distaba mucho de lo que podía ocurrir, sin tanto protocolo y misterio, décadas después en los “clubes de encuentro” de nuestra Ciudad de México . Pero eso sí: con todo el glamour y ese halo de ensueño que ha envuelto siempre a ese fascinante rincón californiano llamado Hollywood.

Nos leemos en la próxima con más historias y datos curiosos.

 

3

Sin Comentarios

¿Cómo ves?