El hijo de Wolverine ¿Bisexualidad a los comics?

Sí, así es. Muchos de los lectores de cómics y en particular los fanáticos de la saga superheróica X-Men de Marvel Comics probablemente no se sorprendan con esta revelación.

Algunos pensarían que es  imposible que en un medio dominado por la testosterona como el mundo de los comics, pudiera haber espacio para personajes LGBT. Hoy en día esto es una realidad. Las típicas historias y conceptos de superhéroes de frases cursis, trajes ridículos y ajustados, acartonados y simples, han evolucionado enormemente. Guionistas de primer nivel han tomado las riendas del llamado “Noveno Arte” y han creado verdaderas obras maestras. Dentro de lo que es la Ciencia Ficción, los cómics se han adaptado increíblemente al mundo actual y hoy en día incluso pareciera que los superhéroes LGBT están de moda.

El hijo del mismísimo Wolverine, uno de los mutantes más populares de Marvel y una especie de “símbolo de masculinidad” y “derroche de testosterona”, es precisamente uno de los personajes del mundo superheróico que ondea felizmente la bandera LGBT. Su nombre es Daken y apareció originalmente en la revista Wolverine: Origins # 1, en marzo de 2007.

Su nombre real es Akihiro, y fue creado para ser parte de la galería de némesis y enemigos de su propio padre. El personaje heredó parte de los poderes mutantes de su padre pues, al igual que él, posee unas formidables garras que salen de sus antebrazos. El diseño del personaje es similar al de Wolverine, pero con toque más bizarro. Daken es abiertamente bisexual (con mayor inclinación por el género masculino según ha demostrado) y además es retratado como un personaje muy promiscuo y liberal. Además de sus  garras afiladas, Daken también tiene el poder de segregar una especie de  “feromonas” que hacen que los que las huelas se sientan irresistiblemente atraídos hacia él. Sobra decir que gracias a esto, Daken ha regalado algunas escenas homoeróticas muy atractivas y atrevidas para los lectores. Un detalle curioso de Daken es que, al estar abiertamente aceptado en su condición sexual, suele utilizarlo como un arma y gusta de coquetear y tratar de seducir a sus enemigos, poniéndolos en situaciones bochornosas y realmente cómicas.

Algunos grupos de lectores homófobos y conservadores protestaron de que un personaje tan cool pudiera pertenecer al colectivo LGBT. Pero los guionistas y editores enfrentaron las críticas y apoyaron al personaje, que ha ganado enorme popularidad en el medio en los últimos años. Y es que pareciera que, por el hecho de ser un cómic sobre marginados sociales, los X-Men se han convertido en el escaparate perfecto para los personajes LGBT de la editorial. Marvel  está “sacando del clóset” casi a un personaje por año.

Por supuesto Daken no es el único personaje en pertenecer orgullosamente a la comunidad LGBT  en el mundo del cómic. Tomaría mucho espacio para hablar de todos los personajes que han representado la diversidad sexual en este medio. De cualquier manera esto pone en evidencia la evolución que ha tenido un medio tan denostado como el mundo del cómic y de cómo, a diferencia de medios como la televisión o el cine, ha evolucionado con mayor velocidad en temas y contenidos.

Nos leemos la próxima semana. No olviden dejar sus comentarios y compartir en las redes. ¡Suscríbanse al blog!

¡MANTENTE EN CONTACTO!


Recibe quincenalmente nuestros mejores artículos.
¡Sólo tienes que suscribirte!

5

Sin Comentarios

¿Cómo ves?