El Arte del Gay Vivir

Como ser humano me he catalogado orgullosamente bajo una etiqueta sin buscarle razón de ser, soy gay y esta es una manera de designar mi Homosexualidad.

Sin tener una respuesta concreta aún, estoy descubriendo mi manera de vivir, de sentir, de compartir  y de ser.

Ser gay ha sido un trabajo duro de inicio, tomar decisiones por lo que uno es y por lo que uno siente, por ser respetado y por ser amado no es cosa fácil.

“Ser diferente” me ha hecho creer en mi y despertar una curiosidad por rebasar mis propios límites, “ser rechazado” me hizo entender que lo más importante es aprender a amarme y respetarme, comprender que la muerte es un destino no opcional, que la vida puede ser corta o larga y que hay que disfrutarla, que no podemos creer en alguien más si no creemos en nosotros mismos, que llorar es sentirme vivo, que soy grande, que soy mucho para unos y poco para otros, que existe el amor pero se expresa de diferentes formas, que la vida puede ser sencilla y complicarla es un deleite porque al final, el amor de mi vida soy Yo Mismo.

La única diferencia que tengo con mucha gente es que yo me he atrevido a vivir y no he dejado que me vivan.

Gaymente.

Nos leemos en la próxima.

¡MANTENTE EN CONTACTO!


Recibe quincenalmente nuestros mejores artículos.
¡Sólo tienes que suscribirte!

 

 

2

Sin Comentarios

¿Cómo ves?