hombre con ramo de flores

7 razones para aprender a decir “no” en tu vida y evitarte grandes problemas

Por lo general, nos enfocamos siempre en el “sí”, confundimos el sentido positivo y optimista diciendo siempre “sí”, cuando en realidad, la vida se construye en equilibrio y también debemos a prender a decir “no”.
Debemos aprender a decir “no” cuando el corazón nos lo dicte. O cuando de plano no sepamos algo. Ya, a manera de chiste: No se por qué el mexicanos siempre dice que sí a todo. Incluso cuando no tiene idea.
Vas en el coche perdido, te acercas a alguien y le preguntas:  Oiga: sabe dónde queda la calle  tal?  Y el wey contesta: Sí. Mire: se sigue 4 cuadras derecho, a la quinta gira a la izquierda y ya llegó.  El tipo no tenía ni idea de la ubicación y se inventó toda una historia por la pena de decirte que “no” sabía.
Y así somos más o menos todos. En lugar de aprender a decir “no” por respeto hacia nosotros mismo, por dignidad en ocasiones, porque somos gente optimista y sabemos que lo mejor llegará a nosotros, decimos “sí” y luego nos arrepentimos.
“Todos debemos tener la libertad de decidir”.

Dices por costumbre y disque por educado “sí”, y de pronto te das cuenta que estás en el lugar en donde no quisieras estar, rodeado de personas que no te interesan, haciendo cosas que no te gustan y por lo mismo, no te sientes feliz.
En muchas ocasiones esto afecta a tu salud emocional y física, pero sobre todo, te resta fuerza y vida.
“Invierte tu vida en lo que amas y no en lo que temes”.

Quien constantemente dice “sí” por compromiso o por pena, acumula estrés, frustraciones, cansancio, desilusión y se falla a sí mismo.

Debemos liberarnos de la “falsa creencias” de que decir “no” es un acto de egoísmo.

Debemos ser amables, pero también debemos aprender a poner siempre nuestros propios límites.

Aquí les van 7 razones para decir “no”:

1 – Quien dice siempre “sí”, comienza a depender de la vida de otras personas

2 – Cuando por miedo decimos “no” estamos permitiendo que alguien más le de forma a nuestra vida

3 – A veces decir “sí” nos evita una incomodidad momentánea pero nos puede meter en una incomodidad constante

4 – Quien vive complaciendo a los demás, deja de complacerse a sí mismo

5 – A veces por no saber decir “no” decepcionamos a la gente que más queremos

6 – Aprender a decir “no” es un  acto de madurez, seguridad,  de amor propio y autocontrol

7 – A veces por no saber decir “no” perdemos tiempo en nuestra vida y en ocasiones, también el rumbo

Tienes que aprender a decir “no” sin dar tantas explicaciones. Si lo haces, eso hará confusas y complicadas las cosas y,  cuando menos te des cuenta, ya te habrán convencido.

¿Me entendiste?
En este caso, no se vale decir “no”.

pareja lesbianas

¡MANTENTE EN CONTACTO!


Recibe quincenalmente nuestros mejores artículos.
¡Sólo tienes que suscribirte!


¡Sígueme y arriba el ánimo!

@SalvadorNop

Facebook Page

Youtube

1

3 Comentarios

  1. polette
    4 enero, 2015
  2. Anónimo
    14 septiembre, 2015
    • Froilán
      14 septiembre, 2015

¿Cómo ves?