La primer consulta médica después de ser diagnosticado VIH +. Por: SerOhPositivo.

Etiquetas: ,

IMG_6976

Continúo compartiendo mi proceso personal en este blog,  este cambio en mi vida que llevaré responsablemente pero también con mucho humor y ánimo. La vida sigue siendo maravillosa.

@SerOhPositivo

Imaginen una tarde nublada en la que se asoman por la ventana y lo primero que ven es a un chavo mostrando su trasero totalmente abierto a una señora en el edificio de enfrente. Y no se trata de un encuentro sexual ni nada por el estilo, ese chavo soy yo y la señora es mi nueva doctora, el edificio en el que me encuentro es la clínica en la que me están tratando, donde creo que alguien olvidó colocar una cortina (¡Rayos!).

Se trata de mi primer consulta en medicina interna (esta especialidad de la medicina es la que se encarga de diagnosticar y tratar enfermedades infecciosas, como el VIH entre otras), mi cita estaba programada para las 3:00 de la tarde, por suerte he podido venir sin problema alguno ya que es mi hora de comida. Al llegar, el vigilante de la entrada me pregunta a dónde me dirijo y respondo que a Medicina Interna, me deja pasar y me indica que debo subir al segundo piso.

Es la primera vez que vengo a este hospital, no se de procedimientos y me pongo nervioso de preguntar, aunque luego pienso que alguien ahí me tiene que ayudar así que me dirijo a la primer enfermera que veo pasar. Una señora muy amable (de esas que están en peligro de extinción), me dice que debo formarme en recepción para confirmar que llegue a la cita pero antes me va tomar la presión y pesarme.

Todo bien hasta el momento, me siento y espero a que me llamen, de pronto a lo lejos veo llegar a una doctora algo graciosa, de baja estatura pero con los enormes tacones lo disimula. Un tono de voz fuerte que dice “pase usted”, abriendo la puerta del consultorio y dejando salir a la persona que llego antes que yo. Es mi turno y los nervios aumentan, aun no sé por qué me sentía así.

Una vez adentro nos presentamos, ella tiene ya mi diagnóstico previo y comienza a leerlo: “Usted fue diagnosticado VIH positivo por la prueba rápida que se le realizó, aún no le hacen la prueba definitiva (Western Blot) entonces hay que solicitarla al laboratorio además presenta aftas en el área de la boca y hay que darle tratamiento, le voy a crear su expediente (ese documento mágico que le recuerda al doctor todo lo que ha pasado contigo)”, y como si estuviéramos en oficina de los ochentas comienza a teclear en su máquina de escribir.

Una vez que redactó todo lo sucedido (y me refiero a TODO), me revisa la boca y pregunta si no he tomado algo para combatir la Candidiasis, le contesto moviendo la cabeza de derecha a izquierda (no podía hablar con la boca abierta y un abatelenguas dentro de ella). Me pide que me recueste y comienza a presionar en diferentes áreas de mí, al llegar a las ingles me dice con asombro que ya tengo ganglios y me pide que toque. Son como unos nudos o bolitas que se sienten principalmente en el cuello y en las ingles, me explica que debo aprender a tocarme y notar todo tipo de cambio que suceda en mi cuerpo, que no debo tener pena con ella y le debo contar todo para que ella pueda tomar decisiones acerca de mi tratamiento.

Me pregunta si en mi pene tengo algo anormal y le respondo que no, pero en ese pacto que acabamos de tener cual testigo ante juez de decir la verdad y nada más que la verdad, hago mención de un pequeño punto blanco que tengo en el glande (ahora sé que son las Glándulas de Tyson y es común tenerlos), por lo que me pide que me baje los calzones (literal) y le muestre.

IMG_6198

Lo hice aunque olvide un pequeño detalle, en el consultorio hay una gran ventana que no tenía cortina, ahora pienso y me da vergüenza el imaginar que alguien haya visto lo que paso ahí; en fin ya pasó mostré mi pene y mi ano a la doctora, su reacción fue de calma porque no había nada de qué preocuparse.

Pues ya para terminar me da la receta para empezar a atacar la candidiasis bucal que tenía, hace la solicitud de los análisis para confirmar el resultado de la prueba de Elisa y me programa una nueva cita dentro de tres semanas.

Debo confesar que me dio mucha confianza la doctora, su manera de expresar las cosas tan claras y precisas. Aunque en el momento olvidé que dudas tenía, si logré hacer unas cuantas preguntas relativas al nuevo estilo de vida que he llevar; aún no da inicio mi tratamiento antirretroviral ya que no me han hecho dos estudios importantes: La Carga Viral que hay en mi organismo y la Cuantificación de Linfocitos CD4. Una vez que tengamos esa información se decidirá si soy apto o no para comenzar con el medicamento.

Fue una tarde extraña, pero ya es tiempo de que vuelva al trabajo, me siento algo avergonzado por lo que pasó, aunque muy tranquilo dado que comienzo a cuidarme y así cuido a los demás. Hasta pronto.

Sigue el blog en Facebook.

¡Suscríbete al blog!

Acerca de 

Recién diagnosticado, cuasi licenciado en Lenguas Extranjeras. Soy un chavo de 27 años que busca compartir sus experiencias en el tratamiento del VIH, originario del puerto jarocho por tanto cafetero de corazón. Decidido a disfrutar de la vida y narrar todo lo bueno, malo o incluso chusco que puede llegar a pasar en este proceso; esperen solo conocer las vivencias de un escritor improvisado. Twitter: @SerOhPositivo Contacto: serohpositivo1@gmail.com

One Response to "La primer consulta médica después de ser diagnosticado VIH +. Por: SerOhPositivo."

  1. Anónimo  7 enero, 2016 at 21:21

    ¿Por qué tanto pudor ante un médico? Son profesionales y nada les va sorprender.

    Responder

¿Cómo ves?