“Sexo”, pieza clave en tu relación. Tips para reavivar la pasión

Etiquetas: , , , ,

14798960_1108999719184603_829984858_n

Cuando pasan muchos años en una relación, comenzamos a ver el sexo como algo ya “del montón”. Esto puede resultar un tema de pareja, algo desastroso, por lo cual muchas personas son infieles, o por lo menos con esto se hace la justificación, que en cierto grado tiene algo de lógica. El sexo es una parte sumamente importante dentro de la vida del ser humano, si el sexo ya no existe dentro de nuestra relación probablemente se pueda presentar por fuera y quizás lo aceptemos. Con esto no quiero decir que esté bien ni mal, todo depende del acuerdo de la pareja, pero a toda acción hay una reacción. Si buscamos una relación monógama, tenemos que hacer que se mantenga estable y más que eso, que se fortalezca. Vamos a poner un ejemplo: ¿qué sucede si comemos pizza durante 4 años con los mismo ingredientes, los mismos días y a la misma hora? Probablemente nos cansemos hasta del olor de la pizza. Pues pasa lo mismo en una relación, si no le ponemos “ingredientes extras”, simplemente nos cansaremos de este platillo.

El tema es un poco controversial porque existen muchos tipos de parejas, parejas que aceptan usar “aditamentos extras”, otras que prefieren lo clásico, pero con clásico no quiero decir que se vuelva aburrido, ¡Ojo! Siempre habrá algo nuevo que se pueda hacer. También tenemos a las parejas que son de mente muy abierta y están dispuestas a interactuar con una tercer persona,  tenemos a las visuales, las cuales disfrutan demasiado viendo. Y así podríamos irnos con toda una lista de diferencias entre parejas, pero no es el punto. A lo que voy con esto, es que todo está permitido dentro de cualquier relación mientras los dos estén de acuerdo. El punto es que vuelvan diferente el sexo y que no se convierta en una costumbre. Recuerden, la costumbre es sinónimo de aburrimiento, cansancio o hasta hartazgo.

Te voy a dejar algunos consejos los cuales nos servirán como guía con este tema, pueden funcionar para generar una idea de lo que podrían modificar:

  • Identifica qué le gusta a tu pareja. Ok ya lo tienes, pues vamos a jugar con eso y meterle un poquito de nuestra cosecha, es decir, vamos a utilizar lo conocido, e indagar en lo desconocido

 

    • Muevan escenarios, no tengan relaciones siempre en el mismo lugar. Esto puede resultar muy divertido, ¡arriésgate!

 

    • Hay personas que son cero interactivas en la relación, esperan y esperan que todo lo haga la otra persona. ERROR, debemos de dar lo más posible; si antes le poníamos el 100%, ahora le vamos a poner el 200%, realicen actividades que los hagan sentir cómodos a los dos, pero por favor, no esperes que tu pareja haga todo

 

    • Experimenten; si es necesario prueben treinta métodos diferentes hasta que se acomoden con uno y salgan de la misma zona donde se han mantenido “comiendo la misma pizza, con el mismo sabor, en el mismo lugar”. ¿Qué es lo peor que podría pasar? ¿Que no les guste? Bueno, pues ahí estará en ustedes el probar algo que les funcione
    • Por obvias razones, ya conocemos a nuestra pareja y sabemos en qué situación será bueno usar nuestras nuevas ideas, si sabemos que no es un buen momento, no le movamos porque en lugar de avanzar, retrocederemos algunos pasos

Creo que estos consejos son muy generales, como lo mencioné, cada pareja sabrá de qué modo podrán hacer para identificar factores que den gusto a su compañero, pero podrían ayudarnos como bases para ideas que se adecuen a nuestra relación. No dejemos morir algo que puede ser para toda la vida por una parte que tiene solución. Aunque muchas veces no la veamos de manera clara, en este punto será sumamente importante contar con una comunicación abierta, la cual nos permita expresar nuestro sentir de manera totalmente honesta.

Nos leemos en la próxima.

Sígueme por FB

¡Suscríbete gratuitamente al blog y recibe un newsletter semanal con el contenido más relevante!

Acerca de 

Hola! Soy Juan José Ornelas (Jujo para ustedes, los amigos)

Soy "veintisiempre" por convicción y alma vieja de corazón. Psicólogo y Mercadólogo con Maestría en Administración de Negocios y Especialidad en Recursos Humanos.

Amante del comportamiento humano; especialmente me he dedicado a tratar de entender: el por qué nos menospreciamos y mantenemos presentes más los defectos muy por delante de las virtudes.

Imparto cursos para mejorar el autoestima, enfocándome principalmente en sacar a las personas de su "zona de confort". Lucho para que dejemos de vivir de manera "promedio" por miedo a conocer cosas nuevas.

Escritor de novelas en mis tiempos libres, amante del estudio, de la música, de un buen libro y de la buena compañía.

Creo fielmente que sólo se vive una vez y en presente, así que me dedico a marcar una diferencia en mi existencia.

¿Cómo ves?